Miguel Báez Espuny ‘El Litri’ forma parte de la historia del toreo en nuestro país. Y es que fue una de las grandes figuras del mundo del toreo en los años 50 y 60. Por ello, profesionales del sector y aficionados lamentan ahora su fallecimiento.

El diestro falleció a los 91 años a causa de una larga enfermedad. Su pérdida se produjo días después de que su hijo, el también torero Miguel Báez, se casara por segunda vez.

Muere ‘El Litri’, leyenda del toreo
El lateral derecho valenciano falleció ayer en Madrid, tras pasar mucho tiempo aquejado de una enfermedad que en los últimos tiempos ha empeorado su salud. No se dieron más detalles sobre su muerte, aunque Informalia informó que se produjo mientras paseaba por el parque del Retiro.

Sea como fuere, su pérdida causó un gran dolor a su familia, en especial a su esposa, Conchita Spínola, y sus tres hijos. Y, por supuesto, en el mundo del toreo, porque para muchos es un maestro.

Miguel Báez nació en Gandía, pero pronto se trasladó a Huelva. El mundo del toro corría por sus venas porque tanto su abuelo como su padre eran diestros. Así, también encaminó su carrera profesional en este campo, convirtiéndose en el torero más ilustre de su caída.

Su debut se produjo en 1947 y al parecer desde el primer momento fue un gran éxito, por lo que tres años después se decantó por la alternativa. A partir de ahí ganó adeptos, llenó plazas de toros y ganó numerosos premios. Y se convirtió en figura indiscutible de los carteles junto a Paco Camino y Manuel Benítez ‘El Cordobés’.

Pero no solo eso, pues también se convirtió en un ídolo popular, por lo que se convirtió en protagonista de su propia película. Película que también arrasó en cartelera y se tituló El Litri y su sombra (1967).

Tras años de mayores triunfos y reconocimiento, luchó de forma más esporádica y la última vez que vistió el traje de luces fue en 1987. Lo hizo en la plaza de Nimes para ser pieza clave de la alternativa de su hijo. Parientes que siguieron la tradición familiar y también abandonaron el éxito.

‘El Litri’ pierde la vida tras boda familiar
La mano derecha de Gandía desapareció cuatro días después de que sus hijos se casaran por segunda vez. Esta última, divorciada de Carolina Herrera, se casó con la historiadora Casilda Ybarra de Fontcuberta tras dos años de relación. La boda civil tuvo lugar el pasado sábado 14 de mayo en Quinta Carrascalejo, en Sanlúcar la Mayor.

El padre del novio estuvo ausente de la ceremonia y, por motivos de salud, no pudo viajar. Su ausencia fue muy notoria en toda la familia y, sobre todo, en su hijo Miguel. Un hijo que ahora ha tenido que interrumpir su luna de miel por el mencionado fallecimiento.

‘El Litri’ no pudo asistir a la reciente boda de su hijo | PRENSA EUROPEA
Familiares, amigos y compañeros del torero que acaba de perder la vida se trasladan a su capilla ardiente que se instaló en Madrid. Es la forma de poder dar el último adiós y, por supuesto, apoyar a los tuyos en este doloroso trance.

No se sabe por el momento si habrá algún tipo de homenaje o acto en su honor. Sí, de un torero que marcó un antes y un después en los ruedos.